Sin Identidad: a la espera de la segunda temporada…

30

Llegó el final… un capítulo que podríamos dividir en varias secuencias. Si la parte de cómo Curro vende a María y la reacción de la desaparición de ésta por parte de sus familiares, amigos y novio está bien resuelta, no podemos decir lo mismo de la trama de la protagonista en la casa de su comprador. Por desgracia, la trata de blancas es mucho más sórdida y aquí solo nos faltaba Faruk (Rubén Cortada) y estamos seguras de que María después de ver cómo es su familia se hubiera quedado en el palacio tan a gusto. Pero hemos de decir que esta primera temporada, en líneas generales, nos ha gustado y queremos más. Deseamos ya la venganza, anhelamos saber por qué Juan está con el malísimo tío (Tito Valverde), quien es esa niña llamada María y si Amparo realmente ha sustituido a su hermosa hermana.

Hace unos días pudimos leer una entrevista del actual coordinador de guion de la serie, Manuel Ríos San Martín, donde explicaba que en la segunda temporada llegará la venganza y no tiene pensado alargar para una tercera. Lo que más nos llamó la atención fue que hubo un cambio de guionistas a partir del sexto capítulo ya que el creador, Sergi Belbel, dejó la serie por desavenencias con la cadena, parece ser que no tenían la misma perspectiva en cuanto a la idea. Nosotras felicitamos al nuevo equipo porque no se ha notado el cambio.

Por último, vamos a hacer una reflexión muy personal sobre los actores. Algunos de ellos nos han asombrado gratamente, como Verónica Sánchez en su papel de hermana macarra, es una pena que esta actriz no sea valorada como otras que no son ni la mitad de profesionales que ella. Es tan creíble su papel que nos ha hecho olvidar su paso por ‘Los Serrano’ y llegamos a preguntarnos si es la misma chica de la película ‘Las 13 rosas’, donde ya mostró ser una actriz para tener en cuenta. Otra gran sorpresa es el cambio de registro de Miguel Ángel Muñoz, nos encanta en este papel de niño pijo perverso porque ha sabido hacer suyo el personaje, tanto Verónica como M.A.M. en muchas ocasiones roban protagonismo a la pareja formada por Juan y María -esto último lo he puesto por imposición maternal-.

No nos podemos olvidar de Victoria Abril la cual, a pesar de tener un papel corto, nos ha demostrado que con los años ha ganado como actriz. Sin duda, tenemos que elogiar a los directores de casting porque nadie mejor que ella podía hacer de prostituta alcohólica.

Sobre Megan Montaner, tan solo repetir lo que ya dijimos, es una buena actriz capaz de llevar el peso de la serie, pero tal vez no resalte tanto ya que en general todos los actores son correctos. No nos olvidamos de Eloy Azorín -como sí lo hacen muchos directores españoles- este hombre nos encanta, se mete tanto en el personaje que cuesta creer que no es un friki de los ordenadores.

También nos ha gustado el personaje del hermano de Pablo, somos partidarias de que salgan más actores con síndrome de Down en la televisión ya que tiene una espontaneidad y una ternura que no vemos muchas veces en otros artistas.

Y así nos despedimos de ‘Sin Identidad’ hasta la próxima temporada.

PhotoGrid_1405091868821(1)

PD: Antena 3, ¿por qué os empeñáis en “spoilearnos” todas las series con vuestros avances?

Sin identidad: el piloto y sus gazapos

10275985_642027762551128_5322981650272060355_n

Ayer vimos el piloto de Sin identidad. Para empezar el título no nos convence y eso que se iba a llamar “Robada” que es aún peor, pero la serie a pesar de sus múltiples gazapos, nos pareció interesante. No obstante, los primeros diez minutos resultaron de un nivel muy discutible para ser un primer capítulo: la música de fondo no te dejaba entender bien los guiones y no te explicas como después de salir de la prisión consigue el dinero para poder pagar una identidad nueva (o nosotras no lo entendimos). Cuando ya estábamos a punto de darla por otro fracaso, empezó lo que realmente nos enganchó. La trama típica de niños robados nos gusta y creemos que el momento en el que ella se entera de que es adoptada es mucho más creíble que otra serie que ya vimos- la mini serie que emitió Telecinco que trataba el mismo tema, con Adriana Ugarte- donde quedaba cogida con pinzas. A partir de aquí los sucesos empiezan a intrigarnos, aunque creemos que la ambientación del año 2001 está más cerca de los 80 que del 2000.

Seguramente muchos nos esperábamos, tal y como nos prometieron, un Revenge a la española y por ahora nos hemos encontrado con la historia de los niños robados que parece que tanto gusta a los guionistas de este país. A nosotras nos recuerda más a ‘Motivos Personales’ y esperamos que siga el mismo camino.

Sobre los actores, queremos destacar a la actriz principal, Megan Montaner (‘El secreto de Puente Viejo’, ‘Dioses y perros’), la Jessica Alba de nuestro país. Ella es quien lleva el peso de la serie y realmente sale airosa de su primer papel protagonista y lo celebramos ya que no está en la serie solo por ser una cara bonita, sino por su talento. El elenco de la serie es más que aceptable, volvemos a tener a un Tito Valverde demostrando que es uno de los grandes. Lo que más nos ha ilusionado es volver a ver a Miguel Ángel Muñoz (‘Un paso adelante’) otra vez en nuestras pantallas ya que está buenísimo es un buen actor –por lo menos cuando habla se le entiende-, tiene carisma y es un chico que no ha tenido mucha suerte en su profesión. Otro de los que hemos celebrado volver a ver es a Eloy Azorín (‘Todo sobre mi madre’, ‘No me pidas que te bese porque te besaré’) en un papel de friki donde encaja perfectamente. Nos gusta la relación que tiene con su hermano y consideramos que su personaje es uno de los mayores logros de la serie. Acerca de Lydia Bosch tan solo decir que cambie de cara peluquero o de peluca. No es una actriz que nos caiga bien y consideramos que siempre ha estado sobrevalorada en la pequeña pantalla.

Los datos de audiencia son buenos, siendo el estreno más visto del año, superando a ‘El Príncipe’ y ‘Velvet’, pero pensamos que perderá algo de audiencia.

Para acabar, pedimos una explicación sobre por qué una persona se pasa 13 años en una cárcel asiática y sale más joven y más guapa, realmente la ambientación de esta serie deja mucho que desear. No sabemos cómo los que aprobaron el piloto se les pasó por alto todos estos errores que convierten una buena idea en algo mediocre.

sin identidad

Tenemos algún ¡cotilleo! sobre los actores de esta serie: a Megan Montaner se le relacionó con el actor Álex Gadea, que podemos ver ahora cada día en cuatro -ciega a citas- ya que coincidieron en ‘El Secreto de Puente Viejo’, serie que ella abandonó de forma repentina, pero donde ahora volverá en modo de flashback. Esta supuesta relación fue desmentida por los dos y actualmente Megan está saliendo con un biólogo llamado Gorka Otzúa.

Miguel Ángel Muñoz comparte cadena con su actual pareja, la actriz Manuela Vellés, que podemos ver en Velvet.

PD: en el próximo episodio se estrenan Victoria Abril y Verónica Sánchez, dos grandes actrices que nos apetece mucho verlas en su papel de “chonis”.

Making off del próximo capítulo:

Entrevista a Miguel Ángel Muñoz: